Mi ciudad perdida es la quinta obra de esta autora santafecina, en donde retoma algunos temas de su libro anterior, Melodías argentinas, pero para redoblar la apuesta. Se trata de un libro en el que la autora despliega una cantidad de temas, incluidos algunos temas literarios muy segestivos, para desarrollar con gran maestría de escritura y un sentido del humor poco común en la literatura argentina actual, que consigue inscribirse en la tradición de Macedonio Fernández, Leónidas y Osvaldo Lamborghini, al mismo tiempo que se trata de una voz única, donde lo femenino se ve problematizado a partir de la cruza genérica. Esta obra tan singular ha recibido innumerables críticas elogiosas, en especial a partir de su trabajo con el lenguaje y su cuestionamiento genérico, no sólo referido esto último a los géneros referidos a la sexualidad sino también a los géneros literarios. Este libro cuenta en su portada con un trabajo del artista plástico Javier Maiza (Nuevas especies), que fue elegido especialmente por la autora.

Editores argentinos

128 págs. 

Mi ciudad perdida - Milita Molina

$1.070
Sin stock
Mi ciudad perdida - Milita Molina $1.070

Mi ciudad perdida es la quinta obra de esta autora santafecina, en donde retoma algunos temas de su libro anterior, Melodías argentinas, pero para redoblar la apuesta. Se trata de un libro en el que la autora despliega una cantidad de temas, incluidos algunos temas literarios muy segestivos, para desarrollar con gran maestría de escritura y un sentido del humor poco común en la literatura argentina actual, que consigue inscribirse en la tradición de Macedonio Fernández, Leónidas y Osvaldo Lamborghini, al mismo tiempo que se trata de una voz única, donde lo femenino se ve problematizado a partir de la cruza genérica. Esta obra tan singular ha recibido innumerables críticas elogiosas, en especial a partir de su trabajo con el lenguaje y su cuestionamiento genérico, no sólo referido esto último a los géneros referidos a la sexualidad sino también a los géneros literarios. Este libro cuenta en su portada con un trabajo del artista plástico Javier Maiza (Nuevas especies), que fue elegido especialmente por la autora.

Editores argentinos

128 págs.